Connect with us

Efemerides Rafael Baldayac

Una carta el Dia de Noche Buena, eslabón Agencia Libre MLB

Sin aquella aparentemente inocente carta de Curt Flood al comisionado Bowie Kuhn, los deportistas profesionales de Estados Unidos (no sólo los beisbolistas) no ganarían los salarios estratosféricos de hoy.

EFEMERIDES ESPECIAL 24 DICIEMBRE 1969:

Por Rafael Baldayac

Quizas muchos no recuerdan a Curt Flood por lo que hizo dentro del terreno de juego, pero sí amerita un lugar muy especial en la historia por lo que hizo fuera del diamante.

Curt Flood  fue un revolucionario en la industria del béisbol, que rechazó que los jugadores fueran propiedad privada de por vida de los dueños de equipos de Grandes Ligas, llevó su caso a la Corte Suprema de Justicia de los Estados Unidos.

Fue el día de Nochebuena de 1969 cuando Flood envió a Kuhn una carta en la que le notificaba su negativa a aceptar el cambio a los Filis de Filadelfia

Flood le escribió la famosa carta en la mañana del martes 24 de diciembre de 1969. Con este mensaje al comisionado del beisbol de Grandes Ligas Bowie Kuhn, se marcaba el primer eslabón para la revolución de la agencia libre.

Ademas esta comunicación del jugador sepia, campeón con los Cardenales de las Series Mundiales de 1964 y 1967, creo el movimiento para que la unión de jugadores lucharan por esta causa.

Los Cardenales de San Louis habían canjeado al jardinero central All-Star a los Filis de Filadelfia justo después de la temporada de 1969.

Flood rompió con la cultura de conformidad del deporte y se negó a aceptar el derecho de los Cardinals a cambiarlo, convirtiéndose en un pionero y un paria.

La carta de 128 palabras dirigida al comisionado contenía dos párrafos en la Flood  se declaraba en rebeldía, con lo que prácticamente ponía por terminada su carrera en la pelota mayoritaria.

«Después de doce años en las Grandes Ligas, no siento que sea una propiedad para que los equipos me puedan comprar y vender, independientemente de mis deseos», escribió Flood en su misiva del 24 de diciembre.

«Creo que cualquier sistema que produzca ese resultado viola mis derechos básicos como ciudadano y es incompatible con las leyes de los Estados Unidos y de varios Estados».

«“Es mi deseo jugar béisbol en 1970 y soy capaz de jugar. He recibido una propuesta de contrato de Filadelfia, pero creo que tengo derecho a considerar las ofertas de otros clubes antes de tomar cualquier decisión»,

“Por tanto, les pido que den a conocer a todos los clubes de Grandes Ligas mis sentimientos al respecto y les informen de mi disponibilidad para la temporada 1970”, precisó.

Kuhn respondió con otra carta llena de formalismos, en la que le negó la posibilidad de optar por otros equipos y Flood, apoyado por el abogado Marvin Miller, líder del sindicato de jugadores, presentó una demanda en las cortes.

El caso conocido como Flood vs Kuhn pasó por las diferentes instancias hasta llegar a la Corte Suprema de Justicia durante un proceso legal que demoró dos años y medio./

LA REVOLUCIÓN ECONÓMICA MLB

Lo penoso del caso es que la agencia libre ha convertido a miles de jugadores en millonarios y ninguno recuerda a Curt Flood.

Pero lo más penosa, y lo peor, es que hace un par de años USA/Today hizo una encuesta sobre él y la mayoría de los jugadores respondió que no habían escuchado hablar de ese personaje.

Este jugador hizo muchas cosas durante su carrera, pero el dato que en realidad importa es que fue el osado primer pelotero en la historia de MLB que NO aceptó su cambio a otro equipo sin su autorización.

Se negó a ser una mercancía de los propietarios de los equipos, cuando los Cardenales trataron de cambiarlo junto con Tim McCarver, Byron Browne y Joe Hoerner a los Phillies, de Philadelphia a cambio de Dick Allen, Jerry Johnson y Cookie Rojas.

Flood no jugó en 1970, ni con los Filis ni con cualquier otro equipo, mientras que apenas participó en 13 partidos en 1971 con los Senadores de Washington, con lo que puso fin a su carrera.

El legendario jugador de color, un héroe olvidado tras desafiar la cláusula de reserva, se convirtió hace medio siglo en el paladín de la revolución económica del béisbol de Grandes Ligas.

Se dice que sin aquella aparentemente inocente carta de Flood al comisionado Kuhn, los deportistas profesionales de Estados Unidos (no sólo los beisbolistas) no ganarían los salarios estratosféricos de hoy, de acuerdo con lo que dicta el mercado, en lugar de quedar a merced del capricho de los dueños de equipos.

Después de semanas de discusiones con la Asociación de Jugadores de Béisbol de las Grandes Ligas, Flood inició el equivalente sindical de Lexington y Concord, desafiando la cláusula de reserva en el primer intento de una guerra laboral que consumiría el deporte durante más de un cuarto de siglo.

Flood y el sindicato perdieron esa pelea en una demanda que llegó hasta la Corte Suprema de los Estados Unidos, pero la pelea del sindicato continuó.

El jugador de color, logró en un hecho sin precedente, llevar su caso el 18 de junio de 1972, a la Corte Suprema de Justicia de los Estados Unidos.

Tras una demora de dos años y medio, la demanda de Curt Flood apeló a la Corte Suprema de Justicia, y aunque perdió parcialmente el juicio hace 48 años, se convirtió en  el paladín de la revolución económica del béisbol de Grandes Ligas.’

La demanda de Flood, depositada el domingo 18 de junio 1872, puso en marcha entonces una serie de eventos judiciales que finalmente condujeron a la anulación de la cláusula de reserva y abrió las puertas al surgimiento de la agencia libre en el béisbol, que luego se hizo extensiva a otros deportes.

FLOOD DESTAPÓ LA CAJA DE PANDORA

Con esta postura el Flood había destapado la caja de Pandora, al cuestionar la hasta entonces existente cláusula de reserva, que permitía a los equipos disponer a su antojo la suerte de los peloteros.

Aunque la Corte Suprema confirmó, por un margen de 5 a 3, la exención del beisbol  de las leyes antimonopolio, otorgada a las Grandes Ligas en 1922, admitió que los fundamentos originales de esa exención eran frágiles.

Honestamente Curt  Flood perdió cerradamente  su caso en la Suprema Corte  de Justicia con la mayoría de  los jueces a favor de la exención del beisbol a  las leyes de competitividad y legitimidad a la cláusula de reserva.

Sin embargo este rechazo no detuvo el proceso hacia el surgimiento de  la Agencia Libre que comenzó en 1969 cuando el jardinero de los Cardenales fue cambiado a Filadelfia y se rehusó a reportarse con ellos.

Este caso colocó en un buen lugar al sistema de arbitraje para las disputas entre jugadores y dueños. Ya en 1975 los lanzadores Andy Messersmith y Dave McNally jugaron sin contrato, y argumentaron que sin firmarlo, no podrían ser renovados.

Un árbitro estuvo de acuerdo y así fueron declarados agentes libres.  Con la cláusula de reserva efectivamente abolida, la asociación de jugadores  y los dueños acordaron que las reglas de agencia libre seguirían desde ese momento gobernando a ambas partes.

Flood fue un buen pelotero, ganador de siete Guantes de Oro, asistente a tres Juegos de Estrellas y ganador dos veces de la Serie Mundial con los St. Louis Cardinals.

Pero su lugar en la historia se lo ganó fuera del terreno, cuando en los convulsos años 60, cuando Estados Unidos estaba inmerso en la lucha por los derechos civiles, desafió al entonces comisionado de las Grandes Ligas, Bowie Kuhn, al rechazar este cambio a los Philadelphia Phillies.

PROCESO CREACIÓN AGENCIA LIBRE. 

Un cuatro de junio pero de 1967, Flood cometió un error en los jardines para así romper una cadena de 227 juegos y 568 chances sin pecados. Pero curiosamente no es por esto que pasaría a la historia.

El 7 de octubre de 1969, los Cardenales de San Luis cambiaron al jardinero a los Filis de Filadelfia pero este no quiso incorporarse a su nuevo equipo.

Entre otras cosas, Flood no deseaba vivir en una ciudad que consideraba racista y sentía que tenía suficientes años en las mayores como para no ser tratado como una mercancía.

Luego de escribirle una carta al comisionado de la época, Bowie Kuhn, pidiendo su libertad y recibir la negativa del máximo jerarca, Flood decidió iniciar un proceso legal de mucho impacto en el negocio del beisbol. Me refiero a la demanda llamada Flood vs. MLB.

El argumento principal en Flood vs. MLB era que la llamada cláusula de reserva, párrafo colocado en todo contrato que permitía renovarlo a perpetuidad si el equipo así lo deseaba, era ilegal y debía ser eliminada dándole cabida a la figura de agente libre.

El caso llega el 18 de junio de 1972 a la Corte Suprema de Justicia de los Estados Unidos en donde, por votación 5-3, se decide darle la razón de MLB dejándolos continuar con su negocio como siempre lo habían hecho hasta ese momento.

LA REGLA CURT FLOOD.

Pero esa derrota de Flood generó muchos debates sobre el tema de la cláusula de reserva y los derechos de los jugadores.

Eso fue algo que luego aprovechó Marvin Miller, cabeza de la Asociación de Jugadores de Grandes Ligas (MLBPA, por sus siglas en inglés) en esa época, para alcanzar nuevos beneficios.

El primero de ellos fue la conocida regla de 10-5, que permite la posibilidad de vetar cambios a peloteros con 10 años en las mayores y 5 con un equipo.

Esa regla 10/5 también se le conoce como la regla Curt Flood.

El segundo fue la destrucción de la cláusula de reserva y aparición de los agentes libres, ya no como consecuencia de demandas sino mediante la negociación del Convenio Laboral de 1976.

Eso fue posible gracias a la decisión del árbitro Peter Seitz en Messersmith y McNally pero como consecuencia de la estela que dejó el caso de Flood vs. MLB.

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Boletín

Recibe nuestro boletín en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Trending

Opinión

More in Efemerides Rafael Baldayac