Connect with us

Siempre con la Verdad

Retos del COD para el 2022

El Comité Olímpico Dominicano, que dirige, Antonio Acosta, Colin, debe trazarse con seriedad, metas alcanzables para el 2022 e incluir de hecho: recuperar la credibilidad, de una institución que ha sentado en su poltrona presidencial a figuras como: Emil Kasse Acta, Juan Ulises García Saleta, -Wiche-Roque Napoleón Muñoz, José Joaquín Puello y Luisín Mejía Oviedo.

Por: Ramón Rodríguez

Negar la existencia del sol, es exponerse a una insolación que provocará inevitablemente trastorno cerebral. En el Comité Olímpico Dominicano hay muchos problemas estructurales, que no son inventados, son tan reales como la renuncia del presidente, Richard Nixon, por querer encubrir evidencias irrefutables.

El Comité Olímpico Dominicano, que dirige, Antonio Acosta, Colin, debe trazarse con seriedad, metas alcanzables para el 2022 e incluir de hecho: recuperar la credibilidad, de una institución que ha sentado en su poltrona presidencial a figuras como: Emil Kasse Acta, Juan Ulises García Saleta, -Wiche-Roque Napoleón Muñoz, José Joaquín Puello y Luisín Mejía Oviedo.

El mundo ha cambiado en los pies de nuestros dirigentes olímpicos y muchos de ellos, se mantienen entre los asimétricos de la información, sin consumir literatura actualizada del Movimiento Olímpico Mundial. Ojalá y algunos amigos del Comité Ejecutivo del COD, asuman el 2022, como un nuevo año para consultar a las federaciones. Admitir desatinos. Hacer prevalecer la transparencia. Reformar los estatutos en 2022 y no a la carrera, como se quiere. Reconocer, definitivamente, que es el Ministerio de Deportes, con el presidente Luis Abinader y Francisco Camacho, quien define la política deportiva del Estado dominicano.

No se trata de acorralar a nadie, quien se acorrala es el mismo Comité Olímpico Dominicano, por desconocer, que hace algunos años, la Escuela de los Annales de Lucien Febvre, Marc Bloch y Fernand Braudel, establecieron el estudio en perspectiva holística, estructural. No es un asunto de nombres, ni de deseos, el problema es estructural, el mundo olímpico ha cambiado raudamente, y muchos olímpicos no lo han percibido.

Cuando las cabezas de Luis XVI y su esposa, María Antonieta, rodaron bajo la cuchilla de la guillotina, no era un problema personal, jamás, sencillamente, las estructuras históricas de Francia, exigían cambiar la monarquía como régimen. El régimen estaba tan agotado como el actual modelo olímpico dominicano. Buscaba pues, una manera distinta de hacer las cosas. sólo que Luis XVI, pensaba que se trataba de una revuelta y no de una Revolución. Los procesos históricos son irreversibles. El COD debe cambiar.

 Las elecciones del COD serán en diciembre del 2022. Podrían pasar muchas cosas en el camino, mientras tanto, el panorama está claro: Antonio Acosta quiere quedarse y José Manuel Ramos y Luis Chanlatte, son los únicos que han trabajado sus candidaturas presidenciales  para el 2022. Lo demás, son puros inventos.

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Boletín

Recibe nuestro boletín en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Trending

Opinión

More in Siempre con la Verdad