Connect with us

Efemerides Rafael Baldayac

Hundimiento del Titanic opacó apertura Fenway Park de Boston

Boston Red Sox se enfrentó a Harvard University en juego de exhibición jugando por primera vez en el novedoso Fenway Park, hecho registrado cinco días antes de la tragedia marítima. Mientras que su primer partido oficial se produjo otros 5 días después del Titanic contra los New York Highlanders, rival que se convirtieron en los Yankees un año más tarde.

EFEMERIDES ESPECIAL 09 DE ABRIL 1912:

Por Rafael Baldayac

Aun cuando se había realizado un partido de pretemporada el viernes 9 de abril de 1912, las noticias del hundimiento del Titanic opacaron por completo el acontecimiento más importante en Boston, pues «robaron» las portadas de los diarios estadounidenses al día siguiente, quedando muy poco espacio para hablar del primer juego oficial en Fenway Park y de las maravillas que la nueva casa de los patirrojos ofrecía a todos los aficionados.

No obstante cinco antes de la tragedia del Titanic el  Fenway Park, el legendario estadio hogar de los Medias Rojas de Boston,  acogió  el viernes 9 de abril de 1912,  el primer partido de su historia, enfrentando los Red Sox en juego de exhibición al equipo de beisbol de la Universidad de Harvard.

Eso quiere decir que cinco días después de aquel partido de exhibición y otro cinco antes del primer choque oficial, fue que se produjo el hundimiento del RMS Titanic, una catástrofe marítima ocurrida la madrugada del 14 al 15 de abril de 1912, cuando el transatlántico británico- de la naviera White Star Line—, que realizaba su viaje inaugural de Southampton a Nueva York.

El Titanic chocó con un iceberg en el océano Atlántico frente a las costas de Terranova muriendo 1,517 personas de las 2,223 que viajaban a bordo.

Los primeros fieles del Fenway se estremecieron cuando un viento maligno azotó Jersey Street. Aunque era principios de abril, las temperaturas heladas y las ráfagas de nieve eran más adecuadas para el fútbol.

Sin embargo, nada pudo disuadir a los fanáticos del béisbol acurrucados afuera de las ventanillas de boletos de echar un vistazo inicial a los Boston Red Sox de 1912 y su nuevo estadio de béisbol de última generación.

Tras una extensa jornada de construcción en los primeros meses de 1912, Fenway Park albergó su primer juego el 9 de abril, una exhibición entre los Medias Rojas y la Universidad de Harvard.

Curiosamente el equipo de Boston bautizó Fenway Park con la ayuda de otro equipo que lucía calcetines rojos: los Harvard Crimson.

 

PARTIDO OFICIAL 5 DESPUES DEL TITANIC

Tras haber jugado durante una década en el Huntington Avenue Grounds, los Medias Rojas de Boston inauguraban su nueva casa el 20 de abril de 1912, un escenario que había sido construido en apenas seis meses, y con un costo de 600,000.00 dólares. Aquella tarde, 27,000 enloquecidos fanáticos celebraron la victoria de su equipo por 7-6 sobre los New York Highlanders.

A pesar de haber sido edificado en un área de 365,308 pies cuadrados (el actual Fenway Park cuenta con más del doble de esa superficie), resultaba un parque tan moderno y adelantado a la época, que sus 18 torniquetes para la entrada de los aficionados, eran la cifra más elevada para cualquier estadio de pelota en aquella temporada.

John I. Taylor, el propietario del equipo, había tenido la visión de construir ésta nueva maravilla de la arquitectura deportiva, un sueño que Charles Logue ayudó a convertir en realidad, haciéndose cargo del proyecto y la construcción.

Once días antes, los Medias Rojas habían enfrentado al Harvard College en un juego de exhibición, pero los grandes rivales neoyorquinos llegaron para inaugurar oficialmente el estadio, con aquella batalla de extra innings que redondeó la tarde de fiesta a favor de los locales.

Curiosamente, ese mismo día se inauguraba el Tiger Stadium, en Detroit, un escenario que cerró sus puertas hace ya casi 13 años y que terminó de ser derribado en el 2009.

Las noticias del hundimiento del Titanic opacaron por completo el acontecimiento más importante en Boston, pues «robaron» las portadas de los diarios estadounidenses al día siguiente, quedando muy poco espacio para hablar del primer juego en Fenway Park y de las maravillas que la nueva casa de los patirrojos ofrecía a todos los aficionados.

Pero no faltaron las hazañas y en aquella primera década de existencia, el inmueble vivió la coronación del equipo hasta en cuatro Series Mundiales, las jornadas gloriosas de Babe Ruth, el espectáculo de velocidad montado por Tris Speaker y la mágica temporada de Dutch Leonard, que en 1914 terminó con efectividad de 0.94.

A pesar de su mala suerte al principio, por la coincidencia con el suceso del Titanic, Fenway Park viviría su primera Serie Mundial en ese mismo 1912.

El 9 de octubre, muchísimos más de los 27,000 aficionados que albergaba el estadio, se daban cita para tratar de conseguir un boleto de entrada, y cuenta la leyenda que los «revendedores» no se dejaron esperar. Ante la incapacidad de tener la papeleta en la mano, estos añejos personajes vendían los lugares en la fila para comprar boletos.

Si una persona quería comprar su entrada para el primer juego de la Serie Mundial, misma que valía 1.00 dólar, tenía que pagar 15.00 dólares al revendedor para poder tener un lugar en la fila, única forma de asegurar que tendría el boleto en la mano.

En aquel 1912, un total de 597,096 aficionados ingresaron a Fenway Park a lo largo de toda la temporada, una cifra que los Medias Rojas no superaron, sino hasta la campaña de 1934.

 

SE IDENTIFICA POR SU FACHADA DE LADRILLOS

Aquella fachada de ladrillo que recibía a los fanáticos  en la caseta de boletos se parecía mucho a la de hoy, pero por dentro, Fenway era un trabajo en progreso. El muro del jardín izquierdo todavía se estaba erigiendo y los equipos estaban remachando asientos de madera en la tribuna.

Es importante recordar que el año inaugural de Fenway Park fue excepcional en muchos aspectos. Tan relevante que el club ganó 105 juegos de temporada regular, el banderín de la Liga Americana y una emocionante Serie Mundial.

Durante la temporada, mientras los Medias Rojas estaban de gira, se llevaron a cabo algunos juegos de béisbol amateur en el parque y la construcción de las gradas del jardín izquierdo y derecho se completó a tiempo para la Serie Mundial.

A fines de 1912, Fenway Park fue sede del Campeonato Nacional de Fútbol Americano de Escuelas Secundarias, concluyendo un primer año lleno de acontecimientos en la historia del parque de pelota.

EL ESTADIO NO TENIA CLUBHOUSE

El clubhouse tampoco estaba completa, por lo que los jugadores se vieron obligados a caminar hasta el estadio en uniforme después de vestirse en la Park Riding School en la esquina de las calles Ipswich y Lansdowne.

El brillante diamante verde debe haber sido un espectáculo bienvenido para el equipo universitario de Harvard, finalmente liberado de la jaula interior en la que habían practicado durante la mayor parte del mes anterior.

A pesar de las duras condiciones y una llegada tardía de Cincinnati la noche anterior, la alineación de los Medias Rojas incluía a la mayoría de sus regulares, incluido el legendario «Campo de Oro» de Duffy Lewis y los miembros del Salón de la Fama Harry Hooper y Tris Speaker.

Cuando los Medias Rojas tomaron el empapado campo en Fenway por primera vez, no hubo ceremonia especial, solo vítores entusiastas para el nuevo manager / primera base de Boston, Jake Stahl y su  escuadra.

La gerencia de los Medias Rojas esperaba vender al menos 10,000 boletos para la exhibición, pero solo 3,000 fanáticos desafiaron la nieve y el frío para presenciar la historia.

AQUEL PRIMER PARTIDO CONTRA HARVARD

Según el Boston Herald, los fanáticos “traqueteaban como un escuadrón de habas con un sombrero número ocho”. El lanzador Casey Hageman, luchando por un lugar en la rotación de los Medias Rojas, fue titular por Boston.

A las 3:30 pm, el antesalista Dana Joseph Paine Wingate, AB 1914, un estudiante de segundo año de Harvard, subió al plato y entró en los libros de historia como el primer bateador de Fenway. Hageman rápidamente avivó a Wingate para el primero de sus nueve ponches y retiró al Crimson en orden.

El corpulento Sam Felton, AB 1913, un pateador estrella y final en el poderoso equipo de fútbol de Harvard, se despojó de su pesado abrigo de piel de cuerpo entero y subió al montículo.

Después de que Hooper abrió con un elevado, el segunda base Steve Yerkes siguió con un sencillo al jardín derecho para el primer hit de Fenway. Los Medias Rojas cargaron las bases en la parte baja de la primera pero, en lo que sería un patrón recurrente, no lograron anotar.

FOTO UNIVERSIDAD HARVARD: El equipo de béisbol de Harvard de 1912. Wingate (al frente a la izquierda, sosteniendo la gorra) fue el primer bateador de Fenway. (Foto cortesía de los Archivos de la Universidad de Harvard).

Después de colocar a Harvard en orden en la segunda entrada, Hageman conectó un sencillo al campocorto local Marty Krug para anotar la primera carrera de Fenway. En el quinto, el abridor de los Medias Rojas conectó otro sencillo productor para darle a su equipo una ventaja de 2-0.

Mientras tanto, los murciélagos de Crimson permanecieron tan fríos como el clima, dando a los fanáticos de Harvard pocas oportunidades de sacar sus manos de los bolsillos de sus abrigos (excepto posiblemente para tomar sorbos subrepticios de frascos enterrados en el interior).

Harvard finalmente llegó a Hageman en el quinto cuando el capitán Robert Potter, AB 1912, conectó un sencillo bien colocado entre el corto y el tercero, pero ese sería el único hit de base del equipo de la tarde.

Lo más cerca que estuvo el Crimson de anotar ocurrió en el sexto cuando el jardinero central fue cortado en el plato tratando de llegar a casa en un doble robo.

Para entonces, el crepúsculo se estaba asentando y la bola cubierta de barro se volvió más difícil de recoger para los jardineros a través de los copos de nieve.

BOSTON RED SOX GANÓ 2-0 A HARVARD TRAS 7 INNINGS

Los fanáticos comenzaban a irse, y Hageman también tenía a los chicos de Harvard a su completa merced. Después de que los Crimson se retiraran en el séptimo, Stahl hizo una señal al árbitro y el juego fue cancelado debido a las bajas temperaturas, con los Medias Rojas superando a sus invitados de Cambridge 2-0.

Contra un equipo profesional destinado a una victoria de la Serie Mundial ese otoño, Harvard hizo una actuación respetable en su primer juego del año, particularmente dado el desempeño errático de Sam Felton.

En cinco entradas, el abridor Crimson caminó a 10 hombres pero, sorprendentemente, permitió solo dos carreras mientras Boston logró solo cuatro sencillos y dejó varados a 12 corredores de base.

“Fue un juego extraordinario en este sentido”, informó el Harvard Crimson al día siguiente, “porque rara vez un lanzador mantiene a sus oponentes en dos carreras cuando da pases a razón de dos por entrada. Felton mantuvo los hits de los Medias Rojas bien dispersos y retiró dos veces al equipo cuando las bases estaban llenas”.

UNIVERSITARIOS CON VARIAS EDICIONES EN FENWAY PARK

El juego inaugural de Fenway Park no fue la única vez que una novena de Harvard ha llegado a su territorio. Los Crimson jugaron exhibiciones contra los Medias Rojas en 1913 y 1916, cuando en realidad derrotaron a los campeones mundiales reinantes 1-0. En 1943, los Sox se vengaron, aplastando a Harvard 21-0.

La Universidad de Harvard también jugó allí contra los Boston Braves de la Liga Nacional varias veces, hasta que los Braves se mudaron a su propio estadio en 1915. Durante las décadas siguientes, 1910 y 1920,  el equipo de béisbol Crimson se enfrentaría allí también a sus rivales de Ivy, Princeton y Yale.

El equipo masculino de hockey sobre hielo también jugó en la catedral de béisbol de Boston, patinando allí contra Union College en enero de 1920.

Más recientemente, los Medias Rojas han comenzado regularmente su calendario de entrenamientos de primavera jugando contra Boston College y Northeastern.

También en ediciones recientes del equipo han competido contra Boston University y UMass Amherst en el clásico de béisbol Beanpot, y Crimson se llevó el título en Fenway en 2005 (ganaron el torneo en otras cuatro ocasiones en varios lugares).

En 2012, Harvard fue invitada a aplastar pelotas del Monstruo Verde durante una sesión especial de práctica de bateo para conmemorar el centenario del primer juego de pelota en Fenway Park, un hito que ningún otro parque de las grandes ligas había alcanzado.  ///

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Advertisement

Boletín

Recibe nuestro boletín en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Advertisement

Trending

Advertisement

Opinión

Advertisement

More in Efemerides Rafael Baldayac