Connect with us

Boxeo

Boxeador Verdejo será notificado de la pena de muerte por crimen mujer

El boxeador comparecerá durante el día de hoy a la vista inicial, en la cual el magistrado federal de turno le informará los cargos que pesan en su contra y que es elegible a la pena capital, por lo cual la corte posteriormente le asignará abogados expertos en ese castigo.

Félix “El Diamante” Verdejo/ Fuente Externa

El púgil Félix “El Diamante” Verdejo durmió anoche en el Centro de Detención Metropolitano de Guaynabo (MDC, por sus siglas en inglés) luego de que la Fiscalía federal lo acusara del carjacking y el secuestro que desembocó en el asesinato de la joven Keishla Rodríguez Ortiz y por matar intencionalmente a un niño no nacido.

Por estos cargos, el caso contra el deportista podría enfrentar la pena de muerte.

El boxeador comparecerá durante el día de hoy a la vista inicial, en la cual el magistrado federal de turno le informará los cargos que pesan en su contra y que es elegible a la pena capital, por lo cual la corte posteriormente le asignará abogados expertos en ese castigo.

La denuncia fue radicada por el fiscal federal Jonathan Gottfried, de la División de Delitos Violentos. El ministerio público tiene 30 días para llevar el caso ante un gran jurado, panel que emite la acusación formal.

El púgil se entregó al Negociado Federal de Investigaciones (FBI) a eso de las 7:59 p.m. en compañía de su abogado José Fernando Irizarry.

Fuentes de EL VOCERO indicaron que las autoridades federales radicaron el caso contra Verdejo previo a los estatales debido a que un testigo cooperador se negó a hablar con las autoridades locales.

La denuncia de Gottfried fue acompañada de una declaración jurada, radicada por un agente del FBI, que ofrece los detalles del crimen, basado en el testimonio del testigo. La orden de arresto fue expedida por la magistrada federal Giselle López Soler.

Explosivo testimonio

De acuerdo con las declaraciones del testigo, “que tuvo conocimiento de primera mano” sobre los eventos ocurridos, el 27 de abril Verdejo lo contactó y le pidió que le ayudara en la terminación del embarazo de la víctima (Rodríguez Ortiz), quien le comunicó al púgil que estaba embarazada de él.

El 29 de abril, Verdejo contactó a la víctima y acordó encontrarse con ella en su residencia. El boxeador y el testigo se trasladaron a bordo del vehículo negro Dodge Durango propiedad del púgil. La víctima llegó al lugar acordado en su vehículo, una Kia Forte gris y allí se subió a la guagua de Verdejo.

Según la declaración, luego de que conversaron, Verdejo le dio un puño a la joven en la cara y se le inyectó una sustancia con una jeringuilla, que fue adquirida en un punto de drogas en el residencial Luis Llorens Torres. Se alega que el boxeador y el testigo le amarraron los pies y los brazos con un alambre. Luego le amarraron un bloque. El testigo tomó las llaves del vehículo Kia y abordó el mismo.

Verdejo y el testigo se trasladaron en ambos vehículos hasta el puente Teodoro Moscoso, que atraviesa la laguna San José entre Carolina y Hato Rey. Luego removieron a la víctima de la guagua y fue arrojada al agua, donde hallaron el cuerpo el sábado. Acto seguido, Verdejo le disparó desde el puente. Posteriormente, el vehículo de la víctima fue abandonado.

El 30 de abril, agentes de la Policía de Puerto Rico encontraron el auto Kia de Rodríguez Ortiz en Canóvanas.

Ese día, luego de que los padres de la joven informaran el número de teléfono de ella, los agentes del FBI obtuvieron datos de llamadas y localización del celular de la víctima. Ese mismo día, obtuvieron los récords de llamadas de Verdejo. El análisis de los datos mostró que el 29 de abril los teléfonos asociados con la víctima y Verdejo estuvieron conectados en varias torres de comunicación celular, localizadas muy cerca unas de otras.

Asimismo, los récords de las llamadas telefónicas obtenidas por el FBI mostraron varias comunicaciones entre Verdejo y la víctima entre el 28 y 29 de abril. Específicamente, una llamada y varios mensajes de texto el 28 de abril en horas de la mañana.

El 29 de abril el FBI revisó las cámaras de vigilancia del puente Teodoro Moscoso. A eso de las 8:29 a.m. el vídeo muestra una guagua oscura, consistente con la de Verdejo, estacionada en el carril de emergencia, y al menos el movimiento de una persona al lado del vehículo. Luego se ve la guagua abandonando el lugar y regresando a ese punto en por lo menos dos ocasiones. El vehículo y su ocupante salen del lugar aproximadamente a las 9:31 a.m.

Via: elvocero.com

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Advertisement

Boletín

Recibe nuestro boletín en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Advertisement

Trending

Advertisement

Opinión

Advertisement

More in Boxeo