Connect with us

Baloncesto NBA

Tatum y Brown, los «Jay-Jay», quieren hacer historia con Boston

El alero y el escolta se acordaron de sus críticos nada más eliminar el domingo a los Miami Heat en el séptimo partido de la final de la Conferencia Este.

Jayson Tatum (derecha) celebra un triunfo de esta temporada con su compañero de los Boston Celtics Jaylen Brown. Fuente Externa.

San Francisco (AFP).- Al devolver a los Celtics a las Finales de la NBA 12 años después, los jóvenes Jayson Tatum y Jaylen Brown acabaron con las dudas que siempre les han rodeado y se perfilan como dignos sucesores de una larga estirpe de campeones en Boston.

Para Tatum, elegido con el número 3 del Draft de 2017, y Brown, mismo puesto de 2016, la clasificación para estas Finales ante los Golden State Warriors supone su consolidación como una de las grandes parejas del presente en la NBA.

El alero y el escolta se acordaron de sus críticos nada más eliminar el domingo a los Miami Heat en el séptimo partido de la final de la Conferencia Este.

«Decían que no podemos jugar juntos», le recordó Tatum a Brown en un emocionante abrazo sobre la cancha de los Heat.

Entre esos escépticos estaba el ex jugador y ahora comentarista televisivo Kendrick Perkins, parte del equipo que ganó el 17º y último título de los Celtics en 2008.

«No pueden coexistir», zanjó Perkins después de que Boston, en plena crisis deportiva, desperdiciara una ventaja de 25 puntos ante los New York Knicks el 6 de enero.

Numerosas voces pedían entonces cambios drásticos en unos deprimidos Celtics, que ocupaban la undécima plaza del Este, fuera incluso del repechaje a playoffs.

Las miradas se dirigían hacia la dupla que conforman desde hace cinco campañas Tatum (24 años) y Brown (25), dos All-Stars que aseguran más de 23 puntos y 6 rebotes por partido pero que juntos no habían logrado posicionarse para pelear por el anillo.

Ante la inminencia de una temporada perdida, Marcus Smart, el Mejor Jugador Defensivo de la campaña, apuntó directamente hacia sus compañeros.

«Todos los equipos saben que vamos a intentar pasar a Jayson y Jaylen en ataque y han estado estudiando formas de pararlos. Pero esos dos no quieren pasar el balón y es algo que van a tener que aprender», afirmó el base.

Cuando se especulaba con una posible negociación para enviar a Brown a los Sixers a cambio de Ben Simmons, el presidente deportivo, Brad Stevens, redobló su apuesta por la pareja.

Stevens había dirigido a los «Jay-Jay» hasta dejar su puesto en el banquillo esta temporada al debutante Ime Udoka y, resistiendo a las presiones, no movió más pieza en el mercado que reclutar al base suplente Derrick White.

– «Hemos estado cerca» –

La confianza de Stevens en la pareja y en el novato Udoka dio frutos y los Celtics resurgieron con una espectacular racha de victorias (27 en los últimos 33 partidos) hasta terminar en el segundo puesto del Este.

«Todo esto nos ayudó, nos empujó a encontrar una solución y a no huir de nuestras responsabilidades. Teníamos que confiar en los demás y mejorar. En lugar de separarnos, nos acercamos», explicó Tatum el domingo.

En ese decisivo séptimo partido en Miami, Tatum y Brown anotaron 24 tantos cada uno para derribar la barrera de la final de conferencia, donde se habían estrellado en 2020 ante los propios Heat y en 2018 ante los Cavaliers de LeBron James.

«Aquellos contratiempos nos ayudaron a crecer. Aprendimos, y una vez que estuvimos en esa misma situación, supimos responder de una manera diferente», dijo Tatum, que se ha erigido en una nueva superestrella de la liga en estos playoffs, en los que también despacharon a los Nets de Kevin Durant y los Bucks de Giannis Antetokounmpo.

– «Por qué esperar?» –

Además de su inmenso y elegante talento, Tatum tiene suficiente personalidad como para jugar el partido decisivo en Miami con una muñequera en honor a su ídolo Kobe Bryant con los colores de los Lakers, el histórico antagonista de Boston.

Ahora, un triunfo de Celtics en las Finales rompería el empate a 17 títulos con los Lakers y los convertiría en la franquicia con más anillos de la NBA.

Tatum y Brown aspiran a escribir una nueva página de historia con letras verdes, al igual que hicieron ilustres antecesores como Bob Cousy, Bill Russell, Larry Bird o Paul Pierce, que también atravesaron por difíciles relaciones con sus mejores socios.

«¿Por qué esperar? El talento está ahí, la ética de trabajo está ahí, hay una oportunidad para que sean mejores líderes. Adelante, tómenla», les dijo a principios de temporada Udoka a sus dos líderes.

Via: metrolibre.com

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Boletín

Recibe nuestro boletín en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Trending

Opinión

More in Baloncesto NBA