Connect with us

Opinión

Siempre con la Verdad: Ramos tiene razón

Ramos tiene razón. Hay temas impostergables para que el deporte marche correctamente, pero pienso que urge unir voluntades para enviar una delegación a Tokio, que nos represente dignamente.

José Manuel Ramos/ Fuente Externa

Por: Ramón Rodríguez

Me identifico plenamente con los criterios externados por el presidente de la Federación Dominicana de Deportes Ecuestres, José Manuel Ramos, quien advirtió en declaraciones públicas a las autoridades oficiales y olímpicas, de que el tema prioritario para el deporte olímpico, debe ser los Juegos de Tokio, programados para iniciar el 23 de julio del 2021.

Ramos tiene razón. Hay temas impostergables para que el deporte marche correctamente, pero pienso que urge unir voluntades para enviar una delegación a Tokio, que nos represente dignamente. El ministro de Deportes, Francisco Camacho, el presidente del Comité Olímpico Dominicano, Luisín Mejía y el liderazgo federativo, tienen que ser cautos y no pecar por ingenuos y saber que siempre hay “fuerzas oscuras” que apuestan al fracaso.

Sería una insigne mezquindad, negar que, a pesar de la pandemia del coronavirus, Camacho y Luisin se las han arreglado para mantener activo el sector deporte. Desde muy joven aprendí, que quienes ejercen de líderes, deben tener la facultad de prever los acontecimientos. El que quiera, que se declare, sordo, ciego y mudo, pero estoy convencido de que el movimiento olímpico requiere prontamente un ambiente de unidad, armonía y trabajo mancomunado.¡

Si realmente existe la voluntad de apoyar el trabajo del Ministerio de Deportes y la inversión que se propone hacer el gobierno de Luis Abinader en materia deportiva, el movimiento federativo debe dejar atrás tantas ambicione personales y asumir una agenda de temas esenciales, cuyo encabezado debe ser, así mismo como lo dice Ramos: ‘’Tokio, 2021’’.

Cristóbal 

Me uno a las tantas felicitaciones que ha recibido, Cristóbal Marte Hoffiz, tras ser reconocido por el emperador Naruhito y el gobierno japonés, con la Orden del Sol Naciente en la clase Rayos de Oro con Collar de Listón.

Pienso que el reconocimiento, no ha sido solamente al gran propulsor del deporte, quien ha demostrado con el Programa de Selecciones Nacionales Femeninas de Voleibol, que no existe tal tercer mundo, si se trabaja con tesón, pasión y amor. Pienso que la distinción ha sido también, al dominicano que ha sabido estrechar lazos más allá del deporte a través de una vida intensa de actividades comunitarias, políticas y culturales.

Ha sido una gran distinción que debe enorgullecer al país, sus amigos y a quienes tuvieron fe en sus “quiméricos” proyectos, que parecían sueños y hoy son tan reales que nos aportan mucha felicidad a través de nuestras Reinas del Caribe.

De seguro que, al recibir el galardón, Cristóbal pensó en sus seres queridos, los que ya no están y los que aún le acompañan para apoyar sus apasionadas ideas.

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Boletín

Recibe nuestro boletín en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Trending

Opinión

More in Opinión