Connect with us

Opinión

Estrellas del Béisbol: Old Hoss Radbourn

Radbourn obtuvo 60 victorias lanzando para Providence, perdió 12 juegos.

Charles (Old Hoss) Radbourn/ Fuente Externa

Por Héctor Barrios Fernández

www.beisboldelosbarrios.com

Charles (Old Hoss) Radbourn tuvo la más grande temporada que lanzador alguno haya tenido en la historia del béisbol, esto sucedió en 1884. 

Radbourn obtuvo 60 victorias lanzando para Providence, perdió 12 juegos. 

Completó 73 de los 75 partidos en que participó, inició 73 juegos con uno que hoy se contaría como salvado y registró un porcentaje de carreras limpias admitidas de 1.38 en 678 innings con 2/3, además de 11 blanqueadas. 

En un lapso de 30 días, ganó 18 juegos seguidos. 
En la primera Serie Mundial registrada en la historia, con el campeón de la “American Association” los Metropolitans de New York (Mets), ganó los tres juegos por marcadores de 6-0, 3-1 y 12-2.

Old Hoss nunca fue un hombre feliz a pesar de su carrera exitosa como lanzador. 
Fue convencido por un amigo de dejar un trabajo de carnicero en Bloomington, Illinois, para iniciar una carrera como lanzador. 
Comenzó la temporada de 1884 como el pitcher número dos en la rotación del equipo de Providence, detrás del lanzador Charlie Sweeney. 
Sweeney y Radbourn se odiaban uno al otro y cada vez que Sweeney lanzaba con éxito, Radbourn se ponía furioso. 
Sweeney ponchó a 19 bateadores en un juego del mes de junio contra el campeón Boston y cuando un pitcher discapacitado llamado Hugh Daley poco tiempo después logró similar hazaña, en la liga pirata Union Association, Radbourn dijo: 
“Lo que hiciste, cualquier pitcher manco lo puede hacer”.

Charlie Sweeney/ Fuente Externa


Por su parte, Sweeney fue un libertino quien en los días en que no estaba programado para lanzar, se aparecía borracho a los juegos, con frecuencia con una mujer al brazo. En una ocasión cuando su manager Frank Bancroft, trató de remover a Sweeney del montículo, en el séptimo inning de un juego, Sweeney abandonó al equipo para irse a jugar a un club de la Union Association. 
Radbourn quien estaba suspendido en ese tiempo por ignorar a propósito las señales de su receptor, fue inmediatamente reinstalado y Bancroft le ofreció un pequeño aumento de sueldo si él estaba de acuerdo en lanzar cada uno de los juegos que restaban de la temporada. 
Radbourn aceptó con la condición de que fuera dejado libre al final de la campaña.

Sin embargo, el rasto de la historia, fue dolorosa para Old Hoss. 
En una entrevista en 1912, Bancroft declaró que en 1884 Radbourn estaba angustiado todos los días: “Old Hoss lanzaba con su brazo tan cansado que después no podía levantarlo lo suficiente para ponerse su gorra o peinarse. 
Alguien lo tenía que ayudar a vestirse todos los días.” 
Aunque Radbourn se mantuvo con el equipo de Providence, en once temporadas ganó un total de 310 juegos en las mayores, nunca volvió a ganar más de 28 juegos en una temporada. Después de su retiro, Radbourn abrió un salón de billar en Bloomington. 
Perdió un ojo en un accidente de cacería. 
En un momento de angustia, se encerró en su cuarto y bebió hasta morir a la edad de cuarenta y tres años.

Espero sus amables comentarios en: info@beisboldelosbarrios.com

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Boletín

Recibe nuestro boletín en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Trending

Opinión

More in Opinión